¿Cómo funciona el Kundalini Yoga?

En el Kundalini Yoga practicamos una serie de posturas físicas secuenciadas de forma específica para crear un efecto deseado. Estas secuencias -llamadas «Kriyas»- pueden fortalecer el sistema nervioso, estimular el sistema inmunológico, equilibrar las emociones y crear una sensación general de armonía y bienestar.

Cuando empezamos a entrar en equilibrio, nos entrenamos para responder, en lugar de reaccionar. Desarrollamos la resiliencia al estrés, para mantenernos firmes incluso en los momentos más difíciles. Y nos sentimos capacitados para actuar cuando es necesario, para crear un mundo libre, justo y equitativo para todos.

Esta tecnología combina de forma precisa y consciente la respiración (pranayam), la posición de las manos (mudra), el enfoque de los ojos (drishte), los cantos (mantra), los bloqueos corporales (bhandas) y las posturas (asana) para aportar equilibrio al cuerpo, la mente y el alma.

Debido a que trabaja de forma rápida y poderosa, el Kundalini Yoga es un yoga para los dueños de casa, para las personas que tienen que hacer frente a los retos y tensiones diarias de mantener trabajos, criar familias y gestionar negocios. Es un camino para todos los que quieren las habilidades para hacer frente con éxito a los desafíos de nuestro tiempo.

Mientras que el Hatha Yoga se enseña como una serie de posturas individuales o secuencias de posturas, el Kundalini Yoga se enseña en Kriyas. Una kriya es una serie de posturas, respiración, ritmo y sonido que trabajan hacia un resultado específico. La práctica de una kriya inicia una secuencia de cambios físicos y mentales que afectan al cuerpo, la mente y el espíritu simultáneamente. Hay kriyas que ayudan al hígado, equilibran el sistema glandular, te hacen estar radiante, estimulan la pituitaria, aumentan la flexibilidad de la columna vertebral y muchas más. Cada kriya tiene un efecto diferente, pero todas trabajan en todos los niveles de tu ser.

¿Cómo es una clase de Kundalini Yoga?

Una clase de Kundalini Yoga comienza sintonizando con el Adi Mantra, «Ong Namo Gurudev Namo». El profesor puede entonces guiarte a través de algunos calentamientos que incluyen pranayam (ejercicios de respiración) o estiramientos físicos. A continuación, comienza la kriya y, dependiendo de la duración y la dificultad de la kriya elegida por el profesor, se pueden hacer pequeños descansos entre los ejercicios. La clase termina con una meditación y savasana (relajación final).

La meditación es un aspecto clave de esta práctica. La meditación en el Kundalini Yoga contiene herramientas específicas y prácticas que apoyan cuidadosamente y con precisión la mente y guían el cuerpo a través del uso de la respiración, el mantra, el mudra y la concentración. La gama y variedad de técnicas de meditación en la tradición del Kundalini Yoga es realmente extraordinaria. Hay meditaciones que reducen el estrés, trabajan sobre las adicciones, aumentan la vitalidad y limpian los chakras, por nombrar algunas. Mientras que existen muchos, muchos estilos y enfoques de la meditación, lo que diferencia a este enfoque de la meditación es su precisión, eficacia y practicidad.

El Kundalini Yoga puede ser practicado por todos, independientemente de la edad, la flexibilidad, la forma o el tamaño del cuerpo, u otros factores. Se ofrecen modificaciones para muchas posturas. Si no puede sentarse en el suelo, hay sillas disponibles para su uso. Con una práctica regular de Kundalini Yoga, usted construirá su fuerza rápidamente, pero mientras tanto, tome los descansos necesarios durante los ejercicios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.